Cómo limpiar colchón con la aspiradora

Llega el verano y con él algunas alergias desaparecen pero otras parece que se fortalecen. Las peores alergias que se magnifican con este tiempo son, entre otras, los ácaros. Para los lectores que no se ubiquen con el concepto de ácaro, estos son animales microscópicos que se encuentran en la cama, entre las sábanas, se alimentan de piel muerta y pueden alojarse en el colchón, muebles o sofás. 

Para eliminar los ácaros podemos realizar varios cambios y limpiezas en profundidad de las que hablaremos en profundidad en este post. Una de las mejores soluciones para deshacerse de los ácaros del polvo son las aspiradoras esterilizadoras, como nuestra Ai Pure. 

También se pueden usar aspiradoras de vapor que además eliminan el moho y manchas de humedad en los colchones de tu casa. 

Lo único bueno de los ácaros es que mueren a más de 50 grados centígrados y por esto se recomiendan las aspiradoras de vapor. Si bien es cierto, no te hace falta una de vapor para deshacerte de ellos. Incluso con nuestra aspiradora sin cable Ai10 Pure puedes limpiarla si sigues nuestros consejos. 

Para limpiar el colchón sigue estos pasos:

  1. Quita toda la ropa de cama, sábanas, cubre colchón y almohadas. Lava con frecuencia esta ropa y hazlo alguna vez al mes en un lavado con temperatura. No tiene que ser siempre que las laves, pero si puedes hacer un lavado en profundidad una vez al mes. 
  1. Aspira el colchón para quitar el polvo, residuos de piel y algunas partículas más pequeñas. 
  1. Si tienes una aspiradora de vapor, es el momento de usarla. Haciendo líneas rectas en el colchón sin dejar espacios y sin olvidarnos de los bordes. 
  1. Dale la vuelta al colchón y repite el proceso.

Haciendo esto al menos una vez al mes, te aseguras de tener siempre un colchón limpio y libre de bichos innecesarios. 

Cómo eliminar manchas del colchón

Las manchas, aunque no las veamos con frecuencia en nuestro colchón, son desagradables, envejecen el colchón y además pueden dar malos olores. Estas son las manchas más comunes que podemos encontrar en nuestro colchón.                             

Para los que comparten la cama con personas que pueden manchar la cama de orina, como los niños, recomendamos una mezcla de agua y vinagre blanco y frotar con un cepillo en la zona que esté manchada. 

Para las manchas de sangre lo mejor es el agua oxigenada y frotar sobre la mancha con un paño seco. Sin embargo, para las manchas de vómito, lo mejor es preparar una pasta de bicarbonato y vinagre blanco para formar una pasta. Es necesario dejar la mezcla sobre la mancha y dejar que actúe unos minutos. Una vez ha pasado el tiempo establecido hay que frotar y limpiar con un paño seco

Las manchas de sudor, son muy comunes en verano pero también son fáciles de retirar utilizando un poco de amoniaco. En un bol mezcla una taza pequeña de amoniaco y cuatro de agua caliente. Impregna la mezcla en un paño y pásalo por las manchas de sudor. 

Antes de limpiar las manchas de humedad lo mejor es dejarlo al sol en un lugar muy bien ventilado. Si tienes una aspiradora de vapor, es el momento de pasarla por todo el colchón, esto ayuda a retirar las manchas. 

Trucos para limpiar el colchón

Tenemos varios trucos que puedes empezar a usar de forma inmediata. Para empezar puedes comprar un cubre colchón para evitar las manchas, hacer cambios de dirección para mejorar la salud de tu colchón y aumentar su vida útil. 

Aspira tu colchón con asiduidad y cambia las sábanas una vez cada una o dos semanas

Ventila correctamente tu habitación antes de hacer la cama y sacude bien las sábanas y almohadas cada vez que hagas la cama. Es muy importante no hacer la cama estando aún caliente. 

Limpia a fondo el colchón dos veces al año

Puedes mantener tu colchón limpio durante todo el año y hacer limpiezas cada dos o tres meses. Si bien es cierto, para favorecer la vida de tu colchón, lo mejor es hacer dos o tres limpiezas al año en profundidad. 

La aspiración en profundidad e incluso por los bordes es fundamental. Seguido de esto, se realiza una espuma mezclando una cucharada sopera de detergente líquido o en escamas en un par de litros de agua caliente. Se mezcla todo bien hasta conseguir una espuma y se frota con ella, mediante una esponja, el colchón realizando movimientos circulares. Dedica un poco más de tiempo a frotar en las zonas donde haya manchas. Una vez terminado este proceso, deja secar el colchón al aire tanto tiempo como sea necesario al sol

Elimina los malos olores del colchón

A la hora de dormir no hay nada como activar el sentido del olfato para descansar profundamente. El olor de unas sábanas limpias, el olor a suavizante o que tu cuarto huele a descanso. Además, los buenos olores evitan la proliferación de bacterias y gérmenes. 

Para la eliminación de olores lo mejor es en cada limpieza semanal espolvorear un poco de bicarbonato, esparcir por la superficie del colchón y pasar la aspiradora. Esto ayuda a limpiar el colchón y a eliminar malos olores. Si los olores son muy profundos y persistentes: espolvorea el bicarbonato, cúbrelo y deja actuar toda la noche. A la mañana siguiente aspira y rocía con un poco de desinfectante

Con esto se consigue mantener el colchón en buen estado durante más tiempo. Aún así, el desgaste por el uso y la limpieza terminarán acortando la vida útil de tu colchón. Teniendo esto en cuenta, es muy importante cambiar los colchones de la casa cada 7 o 10 años. 

¿Utilizas protector de colchón?

Si no lo usas, hazlo. Un buen cubre colchón evitará manchas en tu colchón. Puedes comprarlo en innumerables tiendas acorde a tus medidas

¿Cómo evitar el moho?

Para evitar el moho lo primordial es controlar la humedad. Las casas hay que ventilarlas correctamente diariamente al menos 10 minutos todos los días abriendo varias ventanas para favorecer la ventilación cruzada. 

Si tu cuarto de baño no tiene ventana, asegúrate de instalarlo con ventanas cercanas después de cada ducha. 

Usa una funda protectora, gira el colchón y evita poner prendas húmedas sobre la cama. Cuidar  de la salud de tu colchón es cuidar tu salud. 

Dejar un comentario