¿Qué se debería poner en la secadora para no romperla?

Hablemos de la gran incomprendida del lavadero: la secadora. Hoy desmentimos mitos como que la secadora encoge la ropa y que incluso la estropea. Hoy hablamos claro de todo lo que podemos y no podemos hacer con ella y de lo mucho que nos puede cambiar la vida. Te gustará tanto que dejarás de secar al aire y solo secarás tu ropa a máquina. 

Antes de nada lo más importante antes de usar la secadora, igual que la lavadora,  es leer las etiquetas de las prendas que queremos secar. Cualquier prenda que se pueda meter en la secadora, saldrá de ella igual que como entró, pero seca. 

Para saber qué puedes secar en secadora lo primero es saber qué no debes meter:

  1. Ropa manchada o sucia en general pero en particular, manchada de aceite. Si haces esto, te dificultará mucho la retirada de la mancha.  
  2. Ropa con algún tejido que no transpire, como la ropa de goma como las zapatillas o las alfombrillas de la ducha.
  3. Ropa delicada como seda o lino fino, entre otras. 
  4. Ropa con abalorios. lentejuelas o tejidos finos y delicados
  5. El cuero, el látex, el ante o pieles. Estos tejidos tan especiales pueden sufrir daños en nuestra secadora. 
  6. Los bañadores y trajes de baño siempre que no deje en la etiqueta. 
  7. La lana. A no ser que la etiqueta lo permita. 

Aparte de estas cosas y todo lo que en la etiqueta ponga que no se puede meter, te dejamos aquí una lista de cosas que seguro pensabas que no podían meterse y si se pueden. 

-Los peluches quedan suaves y esponjosos perfectos para acompañar a los pequeños en la cama. 

-El algodón o el lino ya que puedes elegir tipos de secado que sean sensibles con tu ropa. 

-La lencería o la ropa interior: Puede parecer un error pero si la etiqueta de las prendas lo permite, la ropa queda con un tacto muy agradable. 

-El punto: Otro gran incomprendido, puede parecer que encoge pero no es así. El punto queda muy agradable. 

Entre los errores que podemos cometer destacamos los siguientes, para evitarlos a toda costa: 

Comprar un electrodoméstico con una eficiencia energética alta te ahorrará dinero a la larga. Estudios afirman que el ahorro puede ser de hasta el 40% en comparación con una de menor eficiencia energética.

Usa el programa ECO, su tecnología ayuda a alargar la vida de tu electrodoméstico. No solo es mejor para el medio ambiente sino que está diseñado para ser menos agresivo con el aparato y su electrónica. 

No reutilices el agua de la secadora. Puede parecer una buena idea regar las plantas con ese agua pero ese agua está llena de pelusas, suavizante y polvo. Lo mejor es que la tires, ya que si la usas con tu familia, puede ser perjudicial para la salud.  

No uses la secadora todo el año. El frigorífico o refrigerador tiene su época del año fuerte en verano, la de la secadora es cuando llega el frío. Dándole un respiro a la secadora también alargas su vida útil. 

No comprar la adecuada para tí, de bomba de calor o condensación. Haz un estudio de las necesidades de la familia antes de comprarla. 

¿Encoge la ropa en la secadora? Mitos y verdades sobre esta afirmación

La secadora dañará solo las prendas que no puedan meterse. Lee atentamente las etiquetas y asegúrate de que puedes meterlo en la secadora. Modifica tiempo y temperatura y tus prendas estarán como nuevas. 

La organización de consumidores ha recibido muchas quejas sobre las secadoras y como a veces encogen algunas prendas. Su respuesta siempre es la misma: eso no es culpa de la secadora, si no del uso que se ha hecho de ella. Básicamente, la secadora no tiene la culpa. 

Consejos para evitar que se estropee la ropa en la secadora

Para unas prendas limpias, secas y perfectas como el primer día, tenemos que cuidar la secadora. Dejamos aquí algunas ideas centrales de acciones que no puedes dejar de hacer. 

-Limpia el filtro después de cada lavado para evitar acumulación de pelusas, suavizante y pelos.

-Haz grupos de ropa que se puedan secar juntos para no cargar siempre la secadora llena de jerseys, toallas o prendas muy pesadas

-No llenes la secadora, tienes que tocar la pared del tambor con la mano cuando esté llena. 

-Puedes poner dos veces seguidas la secadora, así aprovechas el calor de la primera. 

-Evita meter la secadora en un mueble cerrado. Es importante que estos electrodomésticos puedan “respirar” para refrigerarse. 

-No dejes la ropa mucho tiempo dentro de la secadora. Se puede estropear el sensor de humedad y la ropa saldrá más arrugada y no tan fresca. 

Ante la duda, ¡mira la etiqueta!

Probablemente lo más importante de este artículo. Todas las prendas vienen con etiquetas con información sobre su lavado y secado. Algunas son incómodas porque pueden picar o crear una pequeña erupción en la piel. Aún así, antes de recortarla, lee atentamente las instrucciones porque solo así sabrás cómo lavarla y secarla. 

Si mi secadora encoge la ropa, ¿qué podemos hacer?

Si ya estamos en este punto con nuestra prenda favorita encogida en la mano, puedes intentar algunas estrategias para devolver la prenda a su ser. 

  1. Mete la prenda en un barreño con 1 litro de suavizante por cada 4 litros de agua templada/fría. Una vez pasadas unas 4 horas, aclara y tienda para que se seque al aire. 
  2. Mete la ropa en un barreño con agua tibia y un poco de champú para bebé o acondicionador para pelo. Esta recomendación está dirigida a pantalones o vaqueros. 
  3. En un barreño con agua, un vaso de vinagre y mascarilla o suavizante sumergimos la prenda durante media hora. La aclaramos y secamos con normalidad. 

Nuestro técnicos de EVVO recomiendan:

  1. Conserva la calidad de tu ropa adaptando la temperatura:

Siempre adapta la temperatura. Los programas predeterminados nos ahorrarán mucho tiempo pero dedicando un par de minutos podemos encontrar la temperatura perfecta para lo que estemos secando. 

  1. Ahorra energía poniendo dos veces la secadora:

Ya lo hemos mencionado. Cuando acaba la secadora, sigue caliente, igual que el horno, podemos aprovechar ese calor para poner otro ciclo y aprovechar el calor que ha alcanzado la secadora. 

  1. El mantenimiento de tu secadora de ropa se hace con pequeños gestos:

Esto es fundamental, cuida de tu electrodoméstico y él cuidará de tu ropa. No la llenes, limpia los filtros y ponla en un lugar adecuado para que pueda trabajar de la mejor forma posible.

4.Lee las etiquetas, antes de poner cualquier prenda, esto puede salvarte de muchos destrozos. 

Dejar un comentario